Te aconsejamos…

Algunos consejos para afrontar los exámenes

Bibliotecas llenas de gente, mesas hasta arriba de apuntes o tazas rebosantes de café. Son imágenes habituales estos días que nos recuerdan que, inevitablemente, nos encontramos en plena época de exámenes.

examenesPor ello vale la pena recordar algunas recomendaciones para tratar de afrontar de la mejor manera posible estas semanas tan importantes en la vida de los estudiantes. En primer lugar, hay que recalcar la importancia de mantener una actitud positiva ante los duros días de estudio, repaso y exámenes que nos esperan. El trayecto que nos separa de las vacaciones  no va a ser un camino de rosas, pero conservar la motivacion y no dejarse llevar por el desaliento o la frustración es fundamental para culminarlo con éxito.

A la hora de ponerse a estudiar, toca, antes que nada, planificarse. Una buena gestión del tiempo, realista y con momentos reservados para “desconectar”, es la forma más eficaz de aprovechar las horas que pasemos delante de los libros. Igualmente importante resulta tener un buen ambiente de estudio (sin ruidos, con buena iluminación, silla cómoda, mesa despejada, etc.) así como usar adecuadamente las diversas técnicas de repaso y memorización.

En este sentido, cada uno debe conocer que procedimiento de estudio se adecua mejor a sus propias caractéristicas,  aunque normalmente lo lógico es comenzar con el subrayado (para realizar una lectura comprensiva y destacar las ideas principales), continuar con el resumen(reduciendo los contenidos a lo más importante utilizando los recursos expresivos propios) y finalizar realizando el esquema (a través de cuadros, colores o símbolos, para ser capaz de captar de un vistazo lo expresado en un tema o texto).

De cara al examen propiamente dicho lo más importante es llegar lo más relajado posible. Realizar ejercicio físico el día anterior, así como no tomar una cena demasiado copiosa ayuda a eliminar tensiones y a dormir mejor, algo fundamental para estar descansado el día de la prueba. Para dominar la tensión y los nervios en los momentos previos, hay que procurar no hablar demasiado del examen, así como evitar a las personas que tengan ansiedad (suele ser terriblemente contagiosa). También pueden dar buen resultado los ejercicios respiratorios de relajación, que ayudan a combatir los síntomas “físicos” del estrés y los bloqueos mentales.

Por último, durante el examen, tener siempre presente el sentido común. No obcecarse en una sola respuesta, leer comprensivamente las preguntas y ser lo más claro, conciso y coherente posible son reglas de oro que, si uno ha estudiado, nos aseguran el éxito en la mayoría de los casos.

Be the first to start a conversation

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: